viernes, 23 de mayo de 2008

Lluvia

Es curioso el poder que tiene la lluvia. Cuándo empieza a llover, puedes pasarte un rato largo mirando como caen las gotas de agua y consigues desconectar del resto del mundo... Es como darle un respiro a la materia gris. Me pasa algo muy parecido cuándo hago Sudokus. Le das fiesta a todas las funciones cerebrales excepto, claro está, a las que te mantienen con vida.

Me gusta ver llover... y hacer Sudokus.

1 comentario:

Lumen Dei dijo...

La lluvia es una de las cosas más maravillosas que pueden ocurrir, y es una de las razones porque elegí -pudiendo elegir- la ciudad de Bruselas para vivir allí algo más de cuatro años trabajando en una embajada.

El cielo plomizo es para mí relajante, la lluvia me gusta en todos sus formatos; tormenta estruendosa con agua a cántaros, chirimiri persistente...

SUS...PIRO

Tanto aire exhalado sin sentido... intentaré hacer algo productivo con él y convertirlo en palabras.